Puerta corredera

Contraventana corredera de fachada

Las contraventanas corredera protegen del sol, la lluvia, el viento y las miradas curiosas. Mejoran el balance energético de su edificio: En invierno, como protección contra el frío, en días de verano cálidos conservan el frescor en el interior. Los automatismos de puerta corredera de GEZE de madera, metal o plástico son altamente resistentes. Como todas las puertas corredera, se pueden mover con poca fuerza manualmente o de forma eléctrica y accesible. Las variantes con una mayor protección contra la corrosión son óptimas para exteriores y para exigencias especiales, por ejemplo, sometidas a aire marino.