Temas

Sistemas de seguro de ventana: "guardaespaldas" discretos y seguros

¿Sabía que la probabilidad de sufrir un accidente doméstico es mayor que la de un accidente de tráfico? Dicha afirmación se basa en los resultados ofrecidos por las oficinas de estadísticas. Los peligros se encuentran en el hogar en todas partes. Incluso las ventanas pueden convertirse en una amenaza. Aunque una protección segura puede resguardarnos de dicho problema.

Zonas de peligro alrededor de la ventana

1. área peligrosa entre el borde de cierre secundario y el borde/pared de cierre opuesto, 2. Peligro de choque, 3. Peligro de choque, 4. Peligro de aplastamiento, 5. Peligro de aplastamiento, 6. área de peligro entre el borde de cierre principal y el borde de cierre opuesto

Zonas peligrosas con ventanas automáticas © GEZE GmbH

Las ventanas suelen ser puntos de entrada habituales para los ladrones. Es por ello que bajo el término de "seguridad de ventanas" se incluye la protección mecánica contra robos. Las ventanas están diseñadas para dificultar o imposibilitar el acceso desde el exterior. Pero la gente a menudo olvida que las ventanas también presentan otros riesgos. Pueden, por ejemplo, abrirse en condiciones de viento o venirse hacia abajo al limpiarlas, pudiendo causar importantes lesiones. ¿Y qué sucede si alguien se asoma por una ventana y automáticamente comienza a cerrarse? ¿O si un niño pone su dedo en el borde de cierre? Los "sistemas de seguro de ventanas" están diseñados para proteger a las personas de sufrir este tipo de lesiones graves.

Riesgos potenciales de ventanas automáticas

  • La apertura o el cierre automático puede llegar a atascar/aplastar extremidades o provocar un impacto
  • Falla de un componente, como la caída/rotura de la hoja de ventana

Medidas de protección para ventanas

Las ventanas motorizadas necesitan medidas especiales de protección.

Las ventanas motorizadas necesitan medidas especiales de protección.

Los elementos de seguridad suelen aconsejarse para ventanas automáticas con un sistema de automatismo. Estos deben ser capaces de reconocer cuando una persona o un objeto se encuentra en el camino de apertura o cierre, y posteriormente detener el movimiento. En el caso de mal funcionamiento, se debe evitar que la ventana se abra o se venga abajo. Esto se consigue a través de protecciones mecánicas: en ventanas batientes de apertura exterior que se abren hacia dentro, esto se puede evitar mediante un compás de sujeción y de limpieza o mediante un compás de seguridad.

Ley de seguridad del producto, directrices y normas

La seguridad de las ventanas se aplica tanto a las ventanas accionadas manualmente como a las eléctricas.

La seguridad de las ventanas se aplica tanto a las ventanas accionadas manualmente como a las eléctricas.

Las ventanas automáticas o motorizadas son consideradas como máquinas según lo definido en la Directiva Europea de Máquinas MRL 2006/42/EC. Esta directiva regula en la Unión Europea la aplicación de un nivel de protección estandarizado para máquinas con el fin de prevenir accidentes. El objetivo es "garantizar la seguridad y la salud de las personas, en particular de los empleados y usuarios y, si es necesario, también de las mascotas y los objetos, en lo referido principalmente a la manipulación de maquinaria". La Directiva de Máquinas se implementa en Alemania a través de la Product Safety Act (ProdSG) y la Machinery Ordinance (9. ProdSV), basadas en dicha directiva.

Normas de producto para ventanas

La implementación de componentes de seguridad adicionales que protegen a los usuarios de ventanas y puertas contra los riesgos derivados de su manejo inadecuado, uso o falla del sistema están estipulados en la norma de producto EN 14351-1 para ventanas. Los compases de sujeción y de limpieza o compases de seguridad, así como los retenedores y limitadores de apertura son componentes mecánicos adecuados para prevenir accidentes y peligros.

Las ventanas motorizadas también entran dentro del alcance de la norma de producto EN 14351-1. La norma EN 60335-2-103 se aplica a la seguridad de los accionamientos de husillo lineal.

Evaluación de riesgos y determinación de clases de protección

En necesario realizar una evaluación de riesgos durante la planificación del edificio para determinar el potencial de riesgo de una ventana accionada por motor y para implementar en consecuencia la protección adecuada. El instalador de la ventana realiza la evaluación en conformidad con la Directiva de Máquinas, y en base a:

  • Situación de instalación
    Las ventanas en las que el borde inferior de la hoja está al menos a 2.5 m del piso o que tienen un premarco no requieren protección adicional. Las ventanas de libre acceso donde el borde inferior de la hoja tiene una separación de menos de 2.5 m del piso tienen mayor riesgo, de manera que es necesario realizar un análisis de riesgos.
  • Finalidad de uso de la habitación
    Las oficinas, áreas comunes, jardines de infancia, escuelas u hospitales se evalúan de manera diferente. Esto es debido a que la conciencia del riesgo de usuarios que precisan protección en dichos espacios, como los niños, es inferior a la de un grupo de usuarios que está completamente familiarizado con la instalación.
  • Controles/uso
    Se considera que una ventana automatizada y controlada centralmente, como a través de controles de lluvia y viento o un sistema de gestión de edificios, es más peligrosa en comparación con una ventana operada manualmente con pulsador de llave y contacto visual con la ventana.

La evaluación del instalador determina la clase de protección requerida y las medidas apropiadas a implementar:

  • Clase de protección 0: sin medidas
  • Clase de protección 1: advertencias visuales
  • Clase de protección 2: por ejemplo, señales
  • Clase de protección 3: por ejemplo, operación por llave
  • Clase de protección 4: por ejemplo, cortinas de luz

Sistemas de seguro de ventana de GEZE

GEZE utiliza el término "sistema de seguro de ventana" para referirse a soluciones especiales que dan soporte a la seguridad del usuario y protegen a las personas de los peligros de las ventanas automáticas.

Para ventanas controladas automáticamente, por ejemplo, las soluciones de sensores GEZE son una gran ayudan. Estos componentes protegen de manera segura los peligros que representan los pellizcos y los cortes en bordes. Cuando se utilizan actuadores para operar ventanas inclinables (abrir/cerrar) existe el riesgo potencial de que la hoja de la ventana se caiga. De manera que GEZE exige el uso por separado, lo que significa que no está conectado al accionamiento, de "compases de seguridad GEZE". Los compases de seguridad GEZE aseguran que se garantice una conexión fija permanente entre el marco de ventana y la hoja, independientemente del accionamiento. Únicamente cuando se utilizan los compases de seguridad GEZE (tipo 35 o tipo 60) se puede asegurar que la ventana inclinable motorizada no se venga abajo. En caso de que no se instale ningún compás de seguridad, se debe evitar utilizar la ventana inclinable.

La caída de las hojas de ventana puede representar un peligro significativo para la vida y las extremidades de aquellas personas que se encuentran en su inmediación. Es por ello que resulta obligatorio el uso de compases de seguridad GEZE cuando se utilizan accionamientos GEZE en ventanas inclinables. Estos aseguran la ventana en caso de falla técnica, como la rotura de la cadena de un accionamiento o la salida de la bisagra de la ventana.

Ir a los sistemas de seguro de ventana GEZE

Seguridad de ventana GEZE mediante compases de seguridad

Los compases de seguridad evitan la caída incontrolada de las hojas grandes y pesadas de las ventanas en posición inclinada en caso de producirse un mal funcionamiento inesperado. El compás de seguridad se activa para aguantar la carga únicamente si falla el accionamiento.

Sistemas de seguridad de ventana GEZE para ventanas automatizadas

Sistemas de seguro de ventana con sensores GEZE

Ventana de seguridad a través de un sensor de escáner láser

Ventana de seguridad a través de un sensor de escáner láser

Las ventanas automáticas pueden controlarse prácticamente mediante controles de lluvia y viento o un sistema de gestión de edificios sin contacto visual. Sin embargo, la operación automática significa que existe el riesgo de que las personas se lesionen en los bordes de las ventanas. Estas ventanas se pueden asegurar mediante sensores en situaciones de instalación específicas y según el tipo de ventana y las circunstancias estructurales. Los sensores, ya sea cortinas de luz o escáneres láser, permiten la protección a gran escala de ventanas individuales o varias ventanas. En caso de que las ventanas se operen automáticamente, un interruptor de seguridad apaga el accionamiento de manera segura. Las diferentes soluciones de sensores pueden integrarse discretamente en fachadas, techos o elementos de bastidor.

La serie GEZE cubre la protección contra pellizcos sin contacto para diferentes tipos de ventanas, tanto de apertura hacia adentro como hacia afuera. Dependiendo del tipo de ventana y la posición de instalación, una ventana en particular puede asegurarse con un sensor adecuado, ya sea a través de una cortina de control de infrarrojos activa o un escáner láser. Los diversos sensores permiten proteger bordes de cierre individuales o secciones de fachadas completas.

Las variantes de fijación con la cortina de luz infrarroja activa GC 339 de GEZE y el escáner láser LZR_I100 de GEZE se muestran a continuación a modo de ejemplo.

Apoyo específico al proyecto desde el principio

GEZE brinda soporte durante la planificación de ventanas automatizadas y ofrece asistencia integral, desde la misma fase de planificación técnica del proyecto y el análisis de riesgos. Las soluciones óptimas y funcionales a costes rentables siempre están en línea con las circunstancias específicas del proyecto.

Ventajas de los sistemas de seguro de ventanas:

  • protección fiable contra los peligros derivados del aplastamiento y cortes por bordes en ventanas automáticas. Para evitar dichas situaciones se logra un alto estándar de seguridad que, por ejemplo, evita averías no detectadas o la manipulación de los sensores.
  • Sistema sin contacto: al usar sensores sin contacto, la ventana se revierte automáticamente cuando recibe una señal de los sensores, evitando así la colisión con personas.
  • Aspecto discreto: los sensores y los compases de seguridad se pueden integrar en la ventana de tal manera que no se aprecien impedimentos visuales.

Soluciones personalizadas, instalación simple y capacitación

Los instaladores deben tomar las medidas apropiadas para minimizar los riesgos potenciales al instalar ventanas motorizadas.

  • Paquetes personalizados: gracias a la flexibilidad que ofrecemos en la selección de componentes, podemos crear paquetes altamente personalizados que proporcionarán la solución perfecta para cualquier necesidad del cliente.
  • Instalación simple: Los componentes de protección se suministran en una carcasa compacta con el cableado listo para ser conectado. La instalación simplemente requiere que se conecte el accionamiento de ventanas, la tensión de alimentación y el sistema de sensores.
  • Todo de un solo proveedor: Todo el sistema es proporcionado de la mano de un solo proveedor. Los instaladores autorizados y/o distribuidores tienen una única persona de contacto para todos los componentes del sistema.

Las instalaciones de GEZE cumplen con todos los aspectos de seguridad

Los usuarios pueden estar seguros de que las instalaciones de GEZE cumplen con todos los aspectos de seguridad.

Además, GEZE ofrece a sus clientes todo lo necesario de la mano de un solo proveedor: accionamientos de ventanas, sensores, compases, instalación y servicio postventa.

GEZE proporciona asistencia incluso cuando se requieren componentes de ventanas adicionales como sistemas de extracción de humos y calor, conexión en red de ventanas y puertas, etc.