Temas

Las muertes por incendios son muertes por humo: la extracción de humos y calor puede salvar vidas

La causa más frecuente de muerte o lesiones en un incendio es debido a la inhalación de humo. Los vapores pueden provocar la pérdida del conocimiento en solo tres inhalaciones y la muerte en diez inhalaciones. Los vapores tóxicos también representan un riesgo grave, no obstante, pueden ser extraídos rápidamente a través de un sistema de extracción de humos y calor.

Los humos ponen en peligro vidas

Las habitaciones pueden llenarse rápidamente de gases tóxicos en caso de incendio.

Las habitaciones pueden llenarse rápidamente de gases tóxicos en caso de incendio.

No hay fuego sin humo: 10 kg de papel o cartón liberan hasta 10 000 m³ de humos cuando se queman. Incluso un papelero lleno de papel es capaz de llenar rápidamente una oficina con humo que sube del suelo al techo. Cuando se produce un incendio, el humo es el mayor peligro tanto para las personas que hay atrapadas en él como para los bomberos.

La sucesión de acontecimientos es dramática: El primer efecto del humo se traduce en una disminución de la visión, esto en menos de tres minutos. Las personas pierden la orientación y comienzan a entrar en pánico. Las salidas de emergencia dejan de ser reconocibles. Luego viene el monóxido de carbono (CO). Las concentraciones de este gas aumentan rápidamente durante un incendio. La inhalación de monóxido de carbono provoca dolores de cabeza, síntomas de intoxicación, pérdida del conocimiento y, en última instancia, la muerte.

Vías de emergencia y evacuación libres de humo

Los vapores tóxicos deben eliminarse del edificio lo más rápido posible. Se instalan extractores de humo para posibilitar la salida de humos. Estos sistemas se pueden activar automáticamente (mediante detectores de humo) o manualmente (mediante pulsadores de sistemas de extracción de humos y calor). Abren ranuras de ventilación como ventanas o tragaluces.

Estos extraen humos y energía térmica del edificio. Las salidas de emergencia permanecen libres de humo y los bomberos pueden intervenir rápidamente, precisamente donde se les necesita.

La salida de humos necesita aire fresco

Los sistemas de extracción de humos y calor dependen de la extracción de humo que se esté produciendo arriba y de un suministro de aire fresco proveniente desde abajo. Este aire fresco ayuda a las medidas de lucha contra incendios mediante:

  • aumento de la impulsión térmica, lo que resulta en una extracción de humos más rápida a través de ventanas o aberturas en el techo (efecto chimenea),
  • creando una capa de humo baja a lo largo de la parte inferior de la habitación para proporcionar una vista más clara de las vías de emergencia y evacuación,
  • reduciendo la cantidad de humos y gases explosivos de combustión lenta como resultado de una combustión más limpia,
  • reduciendo el calor, permitiendo a los bomberos acercarse al fuego.

Salida de humos, extracción de calor y sistemas de extracción de humos y calor

Una salida de humos es parte de la protección cortafuegos preventiva y garantiza que se extraiga humo en caso de incendio. El objetivo es crear una capa estable de aire con poco humo a ras de suelo para que las vías de emergencia y evacuación puedan usarse de manera segura. Una salida de humos abierta también elimina el calor del fuego. Lo que significa que el comportamiento de carga de los componentes de construcción de carga o de separación se extiende considerablemente. Por esta razón, los términos de extracción de humo y extracción de humo/calor suelen utilizarse en ocasiones como sinónimos.

  • La salida de humos se considera como salida de humos natural si funciona a través de un levantamiento térmico natural, es decir, sin la ayuda de accionamientos de ventilación adicionales (como ventiladores).
  • Las unidades de extracción de humos y calor natural incluyen, por ejemplo, ventanas, claraboyas, persianas de ventilación que se abren automáticamente en caso de incendio y ayudan a extraer humo y gases calientes de un edificio.
    De acuerdo a la norma DIN EN 12101-2, un sistema de extracción de humos y calor es un dispositivo de extracción natural de humo y calor destinado en la instalación como parte de un sistema de extracción de humos y calor en edificios.

    Un sistema de extracción de humos y calor consta de
    • una ventana y sus componentes asociados (perfiles, sellos, herrajes de puertas),
    • el relleno (p. ej. cristal, paneles) y
    • el sistema de automatismo con sus componentes asociados (accionamiento, consolas, accesorios).
  • Una salida de humos mecánica funciona con un accionamiento motorizado, como ventiladores de salida de humos. El humo puede eliminarse con o sin conductos de ventilación.

Los materiales en las áreas de paredes o techos son considerados elementos de extracción de calor si se derriten a temperaturas más altas o se destruyen en el proceso. Las aberturas creadas de esta manera permiten que el calor del fuego escape de la habitación que está en llamas. La energía extraída de la habitación en llamas no se encuentra disponible así para otros componentes de construcción que soportan cargas de calor o divisionales, por ejemplo. Como resultado, estos componentes de construcción alcanzan su temperatura crítica en un momento posterior.

De esta manera, la extracción de calor permite que el comportamiento de carga de dichos componentes se extienda en el tiempo. La extracción de calor suele ser efectiva cuando el fuego se ha mantenido por un tiempo. Los humos también se extraen a través de las aberturas. Sin embargo, en cuanto a la protección de las personas y la lucha contra el fuego es algo que se produce demasiado tarde. O sea, que la extracción de calor no es lo mismo que la extracción de humo.

El término de extracción de humos y calor y los sistemas técnicos que realizan esta función se abrevian con RWA en alemán. Los sistemas de extracción de humos y calor natural están constituidos por:

  • el extractor de humos y calor, p. ej. ventanas, lucernarios, claraboyas en el techo, cada uno con su sistema de automatismo
  • el control y la fuente de alimentación (central)
  • los elementos disparadores (p. ej. detectores de humo, pulsador de sistemas de extracción de humos y calor)
  • el suministro de aire fresco (p. ej. a través de ventanas o puertas abiertas)
  • cortinas de humo si es necesario (para dividir habitaciones más grandes)

Funciones de los sistemas de extracción de humos y calor

Los sistemas de extracción de humos y calor sirven principalmente como protección cortafuegos preventiva para proteger a las personas. Sin embargo, también tienen funciones adicionales:

 

Protección de personas
mantener el humo fuera de las vías de evacuación

Protección ambiental
reducir el daño ambiental

Protección de la propiedad
mantenimiento de la estructura del edificio

Rescate activo

Minimizar el daño causado por las actividades de extinción de incendios

Ayuda contra incendios

Rescate pasivo

Uso mínimo de agentes extintores

Ventilación del fuego

Localización del fuego

 

Minimización de la carga térmica

Soluciones de sistemas de extracción de humos y calor GEZE

GEZE proporciona soluciones completas de salida de aire para la salida segura, rápida y natural del humo en caso de incendio, así como controles inteligentes de sistemas de extracción de humos y calor. Un sistema de extracción de humos y calor GEZE garantiza la eliminación del humo (eliminación o extracción de humo), así como la extracción de calor en caso de incendio. Cómo funciona: los motores de cadena de accionamiento eléctrico, fáciles de instalar y de usar, abren y cierran las áreas de aire fresco y de salida actuando como accionadores directos y potentes accionamientos de husillo eléctrico. Lo que significa que las puertas y ventanas pasan a tener un gran ángulo de apertura en poco tiempo, lo que permite que escape el humo y que entre aire fresco, según el diseño.

Ir a la tecnología de ventanas GEZE

1 = sistema de aire de salida, 2 = sistema de aire de entrada, 3 = señales de ventilación, 4 = señales de alarma, 5 = entradas de señal, 6 = centro de control

Sistemas de extracción de humos y calor de GEZE © GEZE GmbH

Los sistemas de extracción de humos y calor se controlan a través de la central de alimentación de emergencia GEZE. Tiene dos fuentes de alimentación independientes (red y batería) para garantizar el funcionamiento en cualquier situación.

En caso de incendio, el sistema se activa rápidamente mediante detectores automáticos (detectores de humo o calor), mediante una instalación de detección de incendios o activación manual (pulsador de sistemas de extracción de humos y calor). Las ventanas, lucernarios, claraboyas y puertas se pueden controlar de acuerdo con la dirección del viento, lo que permite extraer el humo en dirección opuesta al viento en relación con el edificio.

Unidades GEZE para unidades de extracción de humos y calor natural

GEZE suministra accionamientos que han sido probados y certificados en conformidad con EN 12101 Parte 2 en los sistemas de extracción de humos y calor. Las unidades GEZE se prueban y certifican como un sistema de extracción de humos y calor con perfiles de aluminio provenientes de empresas como Schüco, Akotherm, Kawneer Alcoa, Wicona, Heroal, Aluprof, así como con madera y perfiles combinados de aluminio y madera de M Sora.

Los sistemas de extracción de humos y calor de GEZE utilizados para la ventilación automática contra incendios también pueden utilizarse para la ventilación diaria. Por lo tanto, son unidades de doble función y no solo se utilizan en caso de incendio. En caso de que los sistemas de extracción de humos y calor también se utilicen para la ventilación diaria, se recomienda utilizar componentes adicionales para la automatización, como pulsador de ventilación, controles de lluvia y viento o sensores de temperatura y CO2.

Ir a los sistemas de extracción de humos y calor de GEZE

Integración en el sistema de gestión del edificio

Las soluciones de extracción de humos y calor de GEZE también se pueden conectar en red al mundo de los sistemas de gestión de edificios KNX y BACnet a través de módulos de interfaz. Como resultado, puede implementarse fácilmente una ventilación controlada por sensores y un consumo eficiente de energía, así como una saludable climatización de espacios, al igual que la supervisión central de las ventanas.

El sistema de extracción de humos y calor es parte de la protección tecnológica contra incendios. Se trata de un aspecto que esta ganado cada vez más importancia en la planificación de edificios. Cuanto antes se tenga en cuenta la protección contra incendios durante la fase de planificación, mejor se podrá implementar el diseño arquitectónico y, como resultado, podrán evitarse costes, ajustes posteriores o costes adicionales.

Los certificados y conceptos de protección contra incendios son componentes importantes en la construcción de aplicaciones. Los proyectos de construcción complejos requieren habilidades especializadas para asegurar estas certificaciones necesarias. GEZE apoya y brinda asesoramiento sobre el desarrollo de conceptos de protección contra incendios.

GEZE también proporciona soporte con su programa de cálculo WinCalc para la configuración de la centralita de sistemas de extracción de humos y calor:

  • Simple: la configuración central en WinCalc lo lleva a través de las preguntas necesarias con un enfoque paso a paso.
  • Competente: WinCalc realiza una verificación de viabilidad y el diseño automatizado de una central adecuada.
  • Rápido: La transmisión de los resultados a la tienda permite un cambio rápido entre el diseño técnico y la preparación comercial del proyecto.
  • Individual: Recibirá un esquema eléctrico en línea con los detalles específicos de su proyecto.
  • Sostenible: Los planes se asignan según pedido y proporcionan documentación precisa, incluso para situaciones futuras.

Nuestra estructura de ventas nos da acceso tanto en el asesoramiento relacionado con la construcción como en el aspecto técnico, así como un amplio programa de socios de sistemas de extracción de humos y calor. Nuestra red de filiales y representantes de distribución en toda Europa también garantiza la entrega de los sistemas de extracción de humos y calor de GEZE fuera de Alemania. También podemos ayudarlo con el proceso de certificación y con la preparación de la correspondiente documentación.

Vídeos de instalación para los accionamientos de ventana GEZE Slimchain y GEZE Powerchain:

Ir al vídeo de instalación de GEZE Slimchain

Ir al vídeo de instalación de GEZE Powerchain

El sistema de extracción de humos y calor es un dispositivo de seguridad latente. Está pensado para que funcione inmediatamente después de detectarse un incendio, incluso si ha permanecido sin funcionar durante muchos años. El mantenimiento continuo y profesional es crucial para garantizar esta funcionalidad. Si el sistema de extracción de humos y calor no es mantenido (correctamente), no se puede garantizar su funcionalidad a largo plazo.

El Servicio GEZE ofrece servicio regular y mantenimiento calificado de sistemas automatizados por asistentes técnicos completamente capacitados. Esto obviamente incluye los sistemas de extracción de humos y calor.